12 abr. 2012

Instagram, de hipsters patanes

Hoy he parido la "Ley del hipster":

"El rollo que mola" es directamente proporcional a la antiguedad de un objeto e inversamente proporcional al número de personas que lo conocen.

De esa forma, molará más un vinilo (o hasta un cassette) que un CD. Y si es un disco pirata que sólo conoce el autor y la madre que lo parió, entonces no es que mole, es que es tu disco preferido.

Pues lo mismo pasa con la fotografía. Si es una foto artística tiene que ser en blanco y negro, tener grano de película, rayaduras, marcas de negativo, fallos de revelado...

Ahora bien, ¿Moverás tu cárama Lomo de su repisita donde da fe de que eres un tio sensible y culto? ¿que pasa si alguien entra y tu la estas usando para hacer fotos?



No claro que no, como dice la canción, antes muerta que sencilla. Y para eso se creó instagram. Para que puedas hacer fotos como las de antes pero con tu iPhone y, ahora, Android. Además en formato de red social para la gente que esta en el rollo que mola.

Es la esencia condensada de iPhone en una aplicación. ¿Quieres sentirte especial? ¿no tienes ninguna capacidad creativa? No te preocupes, con nuestro (nada personalizable) producto  te vestiremos con ese halo creativo que necesitas en tu círculo social.

El concepto es sencillo, una red social de imágenes capturadas desde tu móvil con una serie de efectos retro. 

Hablamos de esta aplicación (aunque existen muchas otras app iguales o mejores) porque después de conseguir 5 millones de usuarios en Android en 6 días ha sido comprada por facebook por 1000 millones de dólares.

Diga lo que diga Zuckerberg, esta compra es un caramelo envenenado ¿por que? se os está olvidando la ley del hipster y si todo el mundo es especial es que nadie lo es.

Los hipsters saldrán huyendo como ratas de un barco en llamas cuando todo dios suba sus fotos de facebook con los mismos efectos retro.

Si te gustan los efectos en fotos y no quieres comerte la cabeza, edítala en picasa, también tiene un montón de efectos retro y especial control sobre la cámara.